*

Mujer Hoy
guapabox Alta cosmética para
probar, aprender y disfrutar

5 cosas que quizá te interesen sobre el uso del iluminador

¡Hola guapa! El iluminador es uno de esos productos indispensables cuando hablamos de maquillaje, y un must have en el neceser de toda beauty addict. ¿Por qué? Aporta luminosidad a la piel, realza los rasgos y despierta la mirada. En definitiva, es una de las claves para un rostro ¡fresco y radiante!

Sin embargo, el iluminador no es un corrector de ojeras ni un producto de maquillaje para tapar granitos o imperfecciones, sino un complemento beauty que, tras su aplicación, consigue que nuestra piel se vea mucho más luminosa y elimine el aspecto apagado del rostro.

Eso sí, aplicado de forma errónea puede hacerte un flaco favor, por eso hoy te traemos 5 aspectos básicos para aplicarlo de manera profesional ¡y sin salir de casa!

¿En qué se diferencia de un corrector?

Es importante que no confundamos los términos: el corrector tapa y el iluminador realza. Por eso, cada uno tiene une función específica. Evita utilizarlo como producto para tapar granitos o disimular imperfecciones porque sólo conseguirás resaltarlos.

¿Cuáles son las zonas perfectas para iluminar el rostro?

Las zonas perfectas donde debes aplicarte el iluminador son: la parte más alta del pómulo, para borrar los signos de cansancio, debajo del arco de las cejas, para crear un efecto visual de levantamiento del párpado y ampliar la mirada, en la frente, para aportar luz a todo el rostro y en el hueso de la nariz. ¡Ah! Y no te olvides de un último toque en la barbilla para redefinir el contorno del óvalo.

 Natural beauty portrait of beautiful spa middle aged woman

¿Puedo disimular las ojeras con el iluminador?

Aunque pensemos que sí… ¡NO! Si aplicamos iluminador en la zona de las ojeras, no las estamos disimulando, sino iluminando y el efecto es de lo más artificial. Es decir, no corregiremos el tono sino que el efecto será contraproducente.

¿Qué iluminador encaja con mi tono de piel?

Si das con el color que mejor encaja con tu tono de piel, el resultado será mucho más natural y favorecedor. Los iluminadores más marrones o dorados son perfectos para las pieles bronceadas, y los tonos más rositas para las pieles más claritas o pálidas.

Algo más: ¿Quieres un extra de volumen en tus labios? Si quieres conseguir el efecto de unos labios más voluminosos, una vez que los has delineado con el lápiz Silk Liner de Tahe, que podrás conseguir con tu Guapabox de noviembre, y que hayas aplicado tu labial, pon una pequeña cantidad de iluminador en la zona central del labios superior e inferior.  ¡Y lista!

Hablamos de: Cara, Corrector, Iluminador

También te puede interesar

Ver todos los posts

¡Suscríbete!

Si quieres estar a la última en cosmética, suscríbete y recibe cada mes en tu casa una selección de productos de primeras marcas