*

Mujer Hoy
guapabox Alta cosmética para
probar, aprender y disfrutar

Llega el frío: guía práctica para proteger tu piel

Guapas, ¡qué frío hace! Seguro que es la frase que más veces habéis oído en las últimas horas. Y es que después de este otoño tan agradable, de repente, el frío se ha instalado entre nosotros en prácticamente todo el país. En algunas zonas hasta han caído los primeros copos de nieve. Pero, ¿cómo afecta el frío a la piel?

Aunque en un primer momento pensemos que en invierno nuestra piel está a salvo, no es así. Estamos concienciados, cada vez más, de que debemos protegernos del sol en verano si queremos evitar que nuestra piel envejezcan antes de tiempo. Pero, ¿qué pasa en invierno? El frío, el viento, las diferencias de temperaturas entre el interior y el exterior son factores que influyen y no demasiado bien en nuestra piel. Así que también nos tenemos que proteger. Aquí va nuestra guía práctica para que vuestra piel sufra lo menos posible por el frío.

¿Qué efectos produce el frío en nuestra piel?

Los principales riesgos son sequedad, sensación de tirantez, enrojecimiento y descamaciones. A largo plazo la deshidratación produce envejecimiento prematuro, ya que la piel pierde elasticidad.

¿Qué pieles sufren más los efectos del frío?

Todas las pieles sufren pero es cierto que las pieles más sensible, finas y secas sufren más que las grasas y más gruesas.

¿Qué zonas del cuerpo hay que proteger del frío?

La cara es la parte del cuerpo más expuesta al viento, al frío… y dentro de la cara, hay que prestar especial atención a los labios, cuya piel es más fina y propensa a sufrir la sequedad por el viento y el frío. Además también sufren las manos, sobre todo, si no las llevamos cubiertas con guantes. El resto del cuerpo no sufre directamente el frío pero sí puede verse afectado por la sequedad por culpa de los cambios de temperatura.

Winter woman with ear muff

 

¿Cómo podemos proteger la piel del frío?

Lo fundamental es la hidratación, solo así evitaremos que la piel se reseque. Estos son los pasos a seguir en el ritual de belleza para hacer frente al frío:

- Hidratar el rostro cada mañana y cada noche. Además de la crema habitual, es recomendable reforzar las defensas con un sérum y en las pieles más secas con un aceite facial.

- Aplicar un gel en el contorno del ojo. La zona del contorno del ojo es aún más delicada, porque esa piel es más fina y sufre más deshidratación. Así que es fundamental aplicar un producto específico para el contorno de los ojos.

- Hidratar los labios con bálsamos y vaselinas. La piel de los labios sufre también mucho y seguramente es una zona en la que notaréis más esa sensación de tirantez y sequedad. Un buen bálsamo labial os ayudará a proteger los labios y podéis utilizarlo siempre que lo necesitéis.

- Crema para las manos. Esa una zona que también sufre mucho en invierno por el frío. Así que conviene llevarlas protegidas con guantes y siempre hidratarlas con productos específicos. Tanto por la mañana, antes de salir de casa, como por la noche, antes de acostarnos. Así como otras veces en las que sintáis que están resecas.

- Limpieza. El desmaquillado y la limpieza son siempre fundamentales y también en invierno, tanto por la mañana como por la noche.

- Mascarillas y exfoliantes. Una vez a la semana, conviene realizar una exfoliación suave y aplicar una mascarilla. En invierno son recomendables las mascarillas hidratantes, sobre todo paras las pieles secas y más sensibles.

- También hidratación corporal. Puede parecer que en invierno no necesitamos hidratar el cuerpo, pero nada más lejos de la realidad. El agua caliente y los cambios de temperatura producen sequedad. Para evitarla hay que acostumbrase a hidratar el cuerpo después de cada ducha, con body milk, lociones hidratantes, aceites, etc.

- No olvidéis la protección solar. Pues sí, el sol es también dañino en invierno. Para pieles blancas, con tendencia a las manchas, se impone seguir utilizando un protector solar, sobre la crema habitual. En las demás pieles será suficiente con que la crema que utilicemos tenga protector solar. Normalmente ya casi todas las cremas incorporan un SPF de 15 o 30, que para el invierno es suficiente.

Guapas, ¡abrigaos bien esta semana! Y no os olvidéis de proteger vuestra piel que también sufre por el frío y la bajada de temperaturas. ¡Qué tengáis una feliz semana!

Hablamos de: Arrugas, Cara, Cuerpo, Guapabox, Limpieza, Piel grasa, Piel mixta, Piel seca, Piel sensible

También te puede interesar

Ver todos los posts

¡Suscríbete!

Si quieres estar a la última en cosmética, suscríbete y recibe cada mes en tu casa una selección de productos de primeras marcas